Usuarios e Identidad Digital


La identidad digital es un aspecto cibernético desconocido, no regulado y, en ciertos casos, sobrevulnerado. En la convivencia diaria en internet, este término que caracteriza a cada uno de los usuarios que lo integran y representa la información personal definitoria de los mismos, es pasado por alto y, finalmente, olvidado. Sin embargo, esta actitud pasiva puede conllevar casos en los que información privada llegue a manos de quienes no tendrían que portarla y que dicho acto pueda conllevar una violación de la intimidad. De esta forma, es de enorme importancia construir y gestionar la identidad digital propia, hecho que, en numerables ocasiones, queda olvidado.

Este es el punto de inflexión y de estudio del ensayo Construcción y protección de identidades digitales”,  de Bel Lodrá Riera y Margalida Castells. Surgido de un proyecto de Obra Social Sa Nostra y la Fundación IBIT, cuyo objetivo, tal y como determinan en el ensayo era “contribuir a difundir la sociedad de la información, y enseñar la importancia de construir  gestionar la identidad digital óptima”, con él se muestra la actual situación cibernética de la identidad digital en internet. El anonimato y el desamparo en cuanto al hecho se refieren, son los principales motivos de este trabajo. Además, una de las razones de mayor peso que les llevó a dicha encomienda fue, textualmente, “controlar la imagen personal digital que enseñamos a todos y motorizar la información personal que otros publican y que puede influir en la reputación digital”. En conjunto, todos estos acontecimientos en el entorno de internet, conllevan una actitud novedosa en el espacio cibernético: el descuido de la identidad digital.

Representación de nosotros mismos, la identidad digital es el carnet que nos define en internet, la ficha que desvela todos nuestros datos personales y, que si se descuida, puede ser mostrada a personas que no tienen por qué conocer su información. De esta forma, su tratamiento por parte del usuario que la porta ha de ser fundamental. Como explican Bel Lodrá y Margalida Castells, “la gestión de la identidad digital personal merece tanta atención como la gestión de la imagen en el mundo físico“, puesto que consiste en su equivalencia en el mundo digital. Ésta, necesaria para la relación y la comunicación en internet, ha de presentarse de la misma forma que en el mundo real se realiza si no se quiere llegar a una vulneración de la misma. Presentar datos abiertos al público en internet puede conllevar que éstos sean utilizados para actividades muy diversas y por usuarios múltiples también. Mostrar información privada en internet es semejante a realizarlo en el mundo físico, y lo consiguiente a lo mismo también es similar. Por ello, la necesidad de realizar una buena gestión de la identidad digital, como propone el texto, es fundamental.

Construcción y protección de identidades digitales” es resultado del estudio de identidades digitales por parte de OBRA SOCIAL SA NOSTRA y la FUNDACIÓN IBIT en las Islas Baleares, entre marzo de 2008 y enero de 2009; y el taller sobre gestión y proyección de la identidad y reputación digital llevado a cabo por la FUNDACIÓN CTIC en Gijón. En estos estudios se realizaron encuestas de diversos temas con el fin de conocer el concepto de los usuarios sobre su identidad digital. ¿Quién eres en internet?, ¿Crees que en internet se miente?, ¿Publicarías vídeos y fotos con tu imagen en internet?… fueron algunas de las cuestiones que se trataron. De ellas surgieron conclusiones muy definidas: la poca concienciación del hecho que supone publicar datos “abiertos” en internet. De todos los encuestados, más de la mitad publicaría fotos y vídeos de ellos mismos por encima de otras actividades, como la escritura de un blog o fotolog, actitud creciente en internet, y la que más riesgos conlleva, sobre todo en los menores de edad. Publicar ciertas imágenes, comprometidas o no, de nosotros es una información que almacenamos en el sistema y de la cual aceptamos que circule por internet sin miramientos hacia quien la utilice y para qué. Lo mismo sucede con los vídeos y, en cierta forma, la información almacenada en ciertas redes sociales. Además, una tendencia muy marcada rescatada de este estudio es la utilización de internet para, en su gran mayoría, mantener el contacto con los amigos, publicar fotografías y vídeos. Esto y la inconsciencia sobre la identidad digital suponen un riesgo en internet.

Es de suma importancia controlar nuestra identidad digital en la red, ya que esta es una muestra de lo que somos. Además, en este momento de convergencia y surgimiento de las webs 2.0 en internet, las cuales involucran y “desnudan” más al usuario, es, más que nunca, algo por lo que preocuparse. Como se muestra en el estudio, “la identidad digital se construye en el ciberespacio a través de la red entre los usuarios y se crea a través de aquella información que publicamos, divulgamos y compartimos”. De esta forma, está en nuestra mano publicar realmente aquello que no pudiera dañarnos en un futuro.

Elena Marques

————————————————————————————————————————————————

Anuncios

Acerca de mariaelenamq
Estudiante de Periodismo y Comunicación Audiovisual en la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: